Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 30 de abril de 2012

Mesa Redonda de Diálogos Cf Sesión 6

Mesa Redonda de Diálogos Cf Sesión 6:

Sesión anterior

 Participantes por orden de aparición:


Gedece
Ab
Juan Guerra
Guillermo Echeverría
Javier Arnau
Carlos Daniel J. Vázquez (Axxonita)
Txerra
Silvia Angiola
Ricardo Germán Giorno
Carlos Duarte Cano
Graciela Lorenzo Tillard




MC (Nuevo Tema) ¿Cuáles son nuestras fuentes a la hora de crear? ¿Quiénes son nuestros ejemplos a seguir?:


Me ha ocurrido que cuando leo un cuento o veo un dibujo, mi mente, como la de todos supongo, empieza a buscar inconscientemente signos o puntos de relación. Quizá sea un acto reflejo para poder archivar en la memoria, no lo sé. Lo mismo ocurre con las películas y las canciones. Por ejemplo, escuchando un pianito de cierto rockero muy conocido en Argentina, encuentro las mismas notas de un tema de Cat Stevens o en la película Inmortales, que me pareció mala, muy mala, encontré escenas clonadas de otras películas puestas en momentos donde el relato se corta y mal interpretadas. En el caso de los cuentos a veces se encuentran paralelismos, pero son más agradables, el otro día leía a Claudia Piñeiro y su prosa me resultaba con cierto aire a algo ya leído, no el argumento, la narración. En la contraportada había un comentario muy elogioso de Saramago y ahí me cayó la ficha. La carencia de guiones de dialogo, la narración subjetiva de los protagonistas. Era notable la devoción de Piñeiro por Saramago.
La mayoría de las veces las influencias se muestran desde varias fuentes como en los primeros números de la historieta "El Cazador". Es cierto que muchas personas trabajaban en ella, pero se adivina cierto gusto por Simon Bisley en las páginas de una sola viñeta.
Yo no creo que esto sea intencional, uno trata de realizar algo que sea agradable a la propia vista. Y es lógico que reproduzca en palabras o imagines los estilos de aquellas personas que ha leído o mirado con admiración.
Del mismo modo es fascinante cuando no se encuentran puntos de referencia en una nueva lectura.
El tema es ¿Cuáles son nuestras fuentes a la hora de crear? ¿Quiénes son nuestros ejemplos a seguir?


Gedece:



En mi caso mis mejores cuentos nacen a partir de disparadores en la vida real, a partir de ellos comienzo a escribir. Como soy un lector muy activo, mis influencias son seguramente innumerables, pero no las registro conscientemente.

Creo que mi mayor influencia a la hora de escribir es Philip K. Dick, quien me hizo amar sus cuentos. No es que escriba siempre temáticas Dickianas, pero la estructura básica del cuento y los cambios violentos de punto de vista que incluyo estoy convencido de  que salen de sus historias.

No soy novelista, por lo que todavía no registro influencias de ese estilo, pero creo que si alguna vez escribiera una mi mayor influencia sería George R.R. Martin, que logra cosas maravillosas cambiando al protagonista cada capítulo.


Ab:

No lo sé con certeza, no me puse a pensarlo. Me resulta mucho más fácil distinguir a los que no me interesa seguir :-)

Me temo que me he basado mucho más en escritores fuera de la CF que dentro. Meditando ahora en lo que hago, creo que busco la tensión de Arlt, pero no su estructura. La compulsión de Dostoyevski, pero no su abigarrada forma. La sencillez expresiva de Wilde o AJ Cronin, pero no su temática. Habiendo tantos grandes de qué aprender en la literatura, me parece un poco limitante el basarse solo en los escritores del género.

Si me restrinjo a la CF, a mí me gustó mucho la forma de escribir (entre otros) de Larry Niven y John Varley, pero más por la temática que por la estructura. En todo caso, Niven, sin ser un Oesterheld,
Descree del héroe prototípico y eso me parece muy interesante en un escritor yanqui. A pesar de ello, me encantaría escribir como Cordwainer Smith, pero no me da la capacidad ni la magia, y por ello no se me ocurre siquiera intentarlo :-)

Mi estilo es parco y sin florituras; las descripciones suelen brillar por su ausencia o se presentan en pinceladas mínimas. Es todo lo que me animo a copiarle al gran Cordwainer. No es sencillo a veces eso en CF, pero así me gusta, al menos en los cuentos. Dejo entonces librada a la imaginación del lector el relleno del conjunto, y suelo sorprenderme de cómo pegan mis historias a las personas: todos creen haber leído algo distinto :-D


MC:

Hace veinte años yo hubiese dicho sin dudarlo: Tolkien y Frank Herbert. Pero la verdad que también hubiese mentido porque después de las lecturas juveniles de Salgari, Poe y Edgar Rice Burroghs, yo empecé a consumir mucho Silvina Bullrich, Enrique Medina, Sábato, Jorge Amado, Robbins y cuanto libro cayera en mi casa que estuviese de moda. Creo que sin quererlo uno va incorporando todo eso. Ahora leo Borges, Castillo, Sacheri, Saramago, pero la verdad no me identifico tanto como y ¡Oh, pecador! cuando leo a Asimov o a Arthur Clarke. Yo estuve en Terminus con los psicohistoriadores, con Elijah Baley y R. Daneel. Con Duncan Idaho entre las Habladoras Pez. Con Luis Wu y los Titerotes, En el planeta Wu Wei y horrorizándome al saber que ¡El bebé tiene tres años!
Más para estos lares seguí bastante a Dorian Stark, los aventureros nostálgicos de Juan Manuel Valitutti, los monstruos de Erath y a esos seres presos en los laberintos del subconsciente de Néstor Darío Figueras. Hay otra cosa que me influye mucho y no lo puedo evitar y es el cine y por desgracia tengo una educación férrea en los estereotipos del cine norteamericano. Hay muchos otros autores que también lo están pero no lo reconocen. Ya con el sólo hecho de tener un héroe y un villano estás muy condicionado por ese tipo de narración.
A mi me gustaría defenderme sobre mi personaje Sálvat, que mucha gente encuentra estereotipado y hasta anglosajón. Pero creo que no me han leído demasiado porque mi personaje es una persona que toma muy en cuenta al miedo. Aparte siempre remarco ciertos rasgos mestizos en su apariencia. Algunos amigos se sorprenden cuando les digo que no me gustan los superhéroes porque soy dibujante de historietas. En realidad me gusta leer los comics de DC y Marvel, pero los tomo como las películas de Indiana Jones, donde los códigos del argumento admiten que un tipo se tire de una avioneta en un bote inflable. Ahora escribir con personajes así, no. A mí, como dijo Berni Wrigston me gusta que cuando reciben un golpe sangren, que no se desmayen de un cachetazo y que mi personaje tenga sentimientos de venganza y temor. En mi experiencia nunca vi una persona valiente
como las que muestran las películas. Vi, sí enormes tipos de dos metros de alto y ancho clavar la mirada en los zapatos cuando otro desde un escritorio le insultaba a toda la familia. Las veces que vi a una persona animarse contra otro que podía vencerlo en una pelea se trataba de un loco o un alcoholizado. Hace como quince años estuve en el barrio de los inundados, en Posadas. Ahí me hablaron de un tipo llamado Nelson que se la bancaba con todo el mundo, con los paraguayos, con la policía. Un día lo conocí, Vivía en los márgenes del río en una casucha de madera de cinco por cinco. El loco tenía un machete colgado sobre la puerta del lado de adentro y escondía otro bajo la cama. Tenía cicatrices por todos lados. Se emborrachaba todos los días. No se jactaba de nada y era macanudo conmigo. Tenía un grupito que contaba sus hazañas por él. Pero lo que yo vi no fue un valeroso lugareño sino a un cobarde, porque tenés que vivir con miedo para dormir con un machete. Acá me uno a la opinión de gedece, nuestras fuentes son nuestra experiencia y la visión que tenemos del mundo. Stephen King lo dice en el libro "Mientras escribo". A través de las palabras hablamos directamente a la mente del lector. Si se coincide gustamos y si no se coincide, no.

Juan Guerra:

El tipo del que hablas es perfecto para un cuento

MC: 


No, no creas, era más bien patético, amigo Juan. Para mí era un borracho paranoico y algo loco. Bueno para un secundario anónimo
que no tiene bolo y muere en la segunda escena con otros doscientos iguales a él, En el Señor de los Anillos hay montones de esos.

Guillermo Echeverría:

...perdón que no me haya presentado antes, para los que no me conocen soy Guillermo Echeverría, el marido de Tere.
¡Carper muchas gracias por invitarme al grupo!!!!!!

MC:

¡Qué bueno Guille, tenerte por acá! ¡Ya estaba extrañando tu presencia! ¡Un abrazo!!!!!! Ubícate cómodo alrededor de la mesa redonda.

Guillermo Echeverría:

¡Dale!

Juan Guerra:

Bueno, la verdad es que yo le veo futuro en un cuento realista no en Fantasía o CF. Creo que lo que leemos influye en la forma de escribir, pero lo que escribimos vienen más de las experiencias. Experiencias y visión del mundo, como bien dices tú.


MC a Juan:

Es cierto, coincido plenamente. También se nota en tus escritos y veo que no hay tantas diferencias entre las culturas sudamericanas.

MC (nuevo tema): ¿Hacer CF tiene importancia o en realidad sólo somos un puñado de aficionados que nos conformamos con la mediocridad?


Hace unos días estaba entretenido mirando los lomos de los libros y revistas de mi casa. Tengo tres muebles con estantes y otros varios estantes fijados en la pared. También muchos libros en cajas esperando su momento para obtener su sitio visible como corresponde. En eso me encuentro una vieja revista, una que perdió la portada, una Zikkurath, creo. La hojeo y veo el final de un cuento llamado “Madre del Mundo”, la mitad de las hojas no estaban. Vaya saber perdidas en que accidente. Al instante vinieron a mi memoria las mismas emociones de la primera vez que lo leí. Por desgracia ni conozco el autor, ni tampoco lo encontré en la web. Ese cuento lo comentamos con amigos. Era sobre la supervivencia después de un holocausto. Estoy hablando del impacto que tuvo en mí cuando tendría trece o catorce años. No pude dejar de relacionarlo con algo que decían mis compañeros de colegio, de 1ª C. Ellos tenían a otra profesora que les hizo estudiar “Dragón” de Ray Bradbury.
Hace poco, Luis Pestarini me dijo que el Instituto de Literatura Argentina de la UBA solicitó números de la Cuásar para tenerlos en su biblioteca.
¿A qué voy? Pues ¿Estamos consientes que hacemos “cultura”? ¿Escribir es una afición donde lo único que interesa es publicar para enseñárselo a los amigos? ¿Pensamos que será de nuestros cuentos en el futuro cuando ninguno de nosotros esté en este mundo? En definitiva ¿Hacer CF tiene importancia o en realidad sólo somos un puñado de aficionados que nos conformamos con la mediocridad?

Gustavo Campanelli:

Hay algunas de estas preguntas que no puedo contestar con la respuesta real, porque sé que escribo primariamente para mí, pero intentaré contestarlas desde los motivos secundarios.

Escribir es un impulso, escribir ciencia ficción es casi una decisión. Y digo casi porque me resulta fácil pensar en términos de cuestiones ficticias, me resulta grato deformar la realidad para que parezca casi normal pero resulte extraña, me encanta desubicar a otras personas tan solo para enfatizar un punto, sea este punto profundo o livianito. Entonces no se cuanto es una decisión y cuanto ir por donde me gusta.

Yo creo que somos parte de un movimiento cultural, por lo que hacemos cultura aunque no pensemos en eso. Hacemos difusión de las obras por varios medios y en distintos círculos, con lo que creo que no, no nos quedamos conformes con el círculo habitual. Mostramos cosas a los amigos incluso antes de publicar, con lo que no publicamos para mostrarlo a los amigos.

Ahora bien, escribir ciencia ficción es importante para mí, todo el resto aunque suma, es un tanto irrelevante a mis motivos.

¿Es importante para otros? Tal vez, pero no estoy seguro. No nos olvidemos que para llegar a donde llegamos debemos haber respondido a montones de preguntas que, una vez respondidas abren muchos más interrogantes, y así abriendo puertas mentales para ver las siguientes nos damos cuenta que las puertas abiertas no pueden ser cerradas.

 Hay gente que puede vivir feliz sin abrir nunca una de estas puertas. Y eso está bien. No quiero que esas personas lean mis cuentos porque o no los entenderán o los cambiarán, y ellos ya son felices como son. Yo prefiero vivir abriendo puertas, y tal vez con los cuentos intento que la gente que va avanzando por caminos similares pueda llegar más allá, pero es un tal vez un poco grande, un poco incómodo, un poco incierto.

Creo que me fui por las ramas, pero bueno, es lo que suele suceder ante preguntas con truco o que tocan fibras interiores.


MC:

¡Clarísimo!

Javi Arnau:
Creo que el tema está mal enfocado; no trataría sobre el hacer cifi, sino literatura (o lo que pueda hacerse pasar por ella) en general. Mirad, da igual que sea cifi, que fantasía, que cualquier otra temática. Estoy en varios grupos de literatura, algunos que no tienen nada que ver con la cifi, y no creo que haya mucha diferencia en cuanto a este tema que comentas. Vale que a lo mejor el tema del fantástico es un poco más ¿"arriesgado"?, y cuesta más que escritos del género salgan adelante; pero creo que, quitando ese "tabú", pero a nivel general sobre el fantástico, el resto de géneros, al nivel que comentamos, puede "sufrir" lo mismo para ser mostrado al público en general.
Es decir, que no veo mucha diferencia en este tema entre un grupo de aficionados a la cifi, y otro a la literatura "mainstream".

Carlos Daniel Joaquín Vázquez (Axxonita):

Coincido con Javier. Mario, la CF ha expandido mi mente y mi capacidad de ver la realidad de tantas maneras, que creo que está muy lejos de esa mediocridad que mencionas.
Claro, todo depende de la CF que leas y escribas, por supuesto.

Lo peor que puedo hacer es hablar de la CF como mediocridad. De última, los mediocres podríamos ser nosotros, los consumidores.

Por último, considero que NINGUNA rama del arte merece ser llamada así. Hay genios y no me cuento entre ellos, pero si das todo de ti para realizar tu labor... quién te quita lo bailado.


MC:

¡Já! ¡Já! Chicos no me digan que creen realmente que mi opinión es que la Cf es mediocridad. Lo hice a propósito por una cuestión muy simple, que merece explicación. Cuando empezó a rondarme la idea de hacer entrevistas en un blog, busqué ejemplos por todos lados. En la radio, la TV, en las revistas. Me di cuenta que las más enriquecidas eran aquellas que no eran condescendientes con el entrevistado, de ahí salió la idea de diálogo, para permitirle a la otra parte hacer su descargo sin que haya la ventaja, muy frecuente en las entrevistas radiales donde después de cortar la entrevista, el entrevistador despelleja a su interlocutor porque no puede defenderse. Como dije, las mejores entrevistas son las que hacen preguntas inesperadas y hasta incómodas. Les digo que lo pensé bastante antes de poner mediocridad en el asunto, pero es muy bueno porque hay reacción. Por mi parte encuentro mucho esmero en el trabajo de los escritores a la hora de publicar. Sí, encuentro cuentos que no me gustan, pero no por estar mal escritos, sino porque no me interesan. Hay otros casos. Una vez me ocurrió que un escritor que estaba siguiendo publicó un cuento y fui directo para leerlo. El relato en cuestión comenzaba con un ladrón en una era sin tiempo frente a la entrada de una tumba, con habilidad logra penetrar a la caverna y allí, mientras recogía el tesoro despierta a unas momias a las que abate con la espada. ¡Ese mismo relato ya lo había leído en un libro de Conan, casi calcado! Desde ese día cada vez que escucho que ese autor publica algo no dejo de recordar aquel desliz, tal vez subconsciente. Esa historia como las de temática romántica se han repetido miles de veces, pero en este caso, para mí, era idéntica a la de Robert Howard. Ni el editor de ese cuento, ni el autor tuvieron el tino de decirse: ¡Esto no se pude publicar, como mínimo es un plagio disimulado!
Otro caso es el del sacrificio ritual. Ya saben, la chica desnuda en el altar y el grupo de encapuchado con una daga. Hace tres años me ocurrió algo muy curioso, en menos de cuatro meses recibí el pedido de una ilustración de diferentes personas que tenía como argumento esa escena. Y leyendo los relatos me sentí tentado en hacer la misma ilustración para los tres cambiándoles un poco la luz y el color. No pude, dibujé una viñeta distinta para cada uno. Yo creo que esto que hacemos nos superará. Una vez te lo dije, respecto al Encarrilador, Dani. En esto se pierde el punto de vista personal. Dicen que para Ritchie Blackmore, el riff de "Humo sobre el Agua" no le gustaba para nada y miren la repercusión que tiene que cualquier guitarrista que empieza a estudiar lo toca.

MC a Dani:

No entiendo ¿Por qué pensás que los que consumimos Cf somos mediocres?

Txerra:

Yo tomo en parte tu última frase, M.C. Yo me considero aficionado; lo de la mediocridad, no lo comparto. Mediocre es el que se conforma, el que no aspira a más. Por el contrario el que da lo máximo en lo que hace, llegue dónde llegue, no creo que sea mediocre.
Escribir CF es para mí un hobby, como coleccionar sellos o ver cine o practicar un deporte (de todo ello participo). Pero tengo muy seguro que sólo son aficiones, sin ninguna meta final y sin más expectativas que la satisfacción personal. Estoy feliz (entre otras muchas cosas) con mi humilde colección de sellos; feliz con haber ganado campeonatos de judo; feliz de ver cine o escuchar música y finalmente feliz de escribir CF. Por lo demás, soy profesional de mi trabajo, nada más. Si alguno consigue que su hobby se convierta en su profesión, ¡enhorabuena! No es nada fácil (¿uno entre 10.000 o 100.000?, pero tampoco imposible.
Ahora cuidado, quizás en la transición de aficionado a profesional se pierda algo importante: esa primigenia ilusión con la que empezó todo.

MC a Txerra:

¡Uhhh! ¡Qué respuesta para pensar! Y me viene a la memoria una conversación con  Rolcon, me acuerdo más o menos porque Rol se ramifica siempre, decía que lo importante es no tener más expectativas que la satisfacción personal. Además veo que la palabra "afición" tiene distintos significados dependiendo del tono, hasta opuestos podría decir.

Javi Arnau:

No, yo concretamente en ningún momento he querido decir nada sobre mediocridad, solamente que cada grupo discutirá sobre su tema en concreto. Al hilo de lo que mencionas, mi opinión es que da igual
Que sea cifi, que mainstream, que poesía, que cualquier cosa; hay
Grupos, blogs, redes, etc., de todos los géneros, y en todos es
Plausible/probable que salga una discusión como esta.
Ahora bien, tal vez este género, en general, tena un poco más de complicación, pero por el tabú, tal vez cada vez menos, hacia el tema fantástico.

Vuelvo al tema, hablando de diversificaciones y tal. Veréis, a este nivel, no sólo escribo cifi, si no que he participado, por ejemplo, en una antología poética genérica (cerca de ti, a la venta en papel), y en una recopilación de relatos compartidos (megagrupo de relatos, descargable desde internet), así como en otras redes, revistas y lugares que no tienen nada que ver con el fantástico, al menos de principio  (Revista Papirando, Cuentos Para la Espera, Sequoya Virtual, Cerca de Tí, Poetas en la Red, Poesías y Letras, Annlea, La Página de los Cuentos, etc.), y en todos esos lugares podía tener lugar este mismo tema, sólo quitando el término "cifi". Es decir, en cada grupo/red/revista/blog podemos dudar de que si lo hacemos tendrá repercusión, porqué lo hacemos, qué esperamos, etc. No lo veo como un "mal endémico" de la cifi.

MC:

Sabés Javi, yo tengo una postura, opinión personal con esto. También estoy de acuerdo que la CF es otro cantar porque necesita otro elemento además de la buena narración. No es desmerecer ningún otro género. Si escribimos un policial, todos los lectores estarán familiarizados con las leyes, la forma de trabajar de los investigadores, los barrios carenciados, la gente de clase alta, las armas y demás. Lo mismo ocurre con el romántico, hasta los históricos. Ahora cuando estás en una nave espacial rumbo a Titán…
Muchas veces, cuando se habla de Ciencia Ficción en alusión a calidad se hace referencia a escritores famosos que nunca escribieron o que apenas hicieron un cuento con elementos de Cf. Eso me parece el ninguneo oficial del género. Tal vez sea la barrera del idioma que impide elogiar el talento como escritor de Ted Sturgeon. El único que ha roto esta barrera es Ray Bradbury. Tal vez porque es citado por muchos escritores de habla hispana y porque además sus relatos están más cercanos a la poesía.
Yo no escribo relatos que no tengan CF, pero leo muchísima literatura que no tiene nada que ver, así como veo películas de cualquier género —Y acá volvemos al grupo pequeño de aficionados—. Disfruto mucho más leer Ciencia Ficción, no por el vuelo o el escapismo. Me encanta desentrañar la trama guiado por el autor ¿Qué ocurrirá? ¿Cómo terminará? Esto me ha pasado con cuentos de varios de los presentes. Igual que me pasó con El Sol Desnudo, Dios Emperador de DUNE, Los Cristales Soñadores, Estación de Tránsito, Ingenieros de Mundo Anillo o Tropas del Espacio.

Carlos Daniel Joaquín Vázquez a MC:

No, para nada, no creo que lo seamos (y me pongo del lado del consumidor, obviamente). Si bien pienso que quienes se quedan en los fuegos artificiales que el cine comercial suele mostrar como ciencia ficción, y que muchas veces no es más que un espejismo, tienen una visión mediocre del género, jamás pondría como mediocre a ningún creador. Ni tampoco a la gente que va más allá de los productos comerciales, y que lee, investiga, busca nuevos autores. Incluso el hecho de estar en alguna lista y discutir sobre el tema ya excluye de la mediocridad. Demuestra más que la media. Somos una minoría, a veces un ghetto, pero eso no es necesariamente malo.

Ahora mismo, entre otras cosas, estoy releyendo el excelente ensayo "W de Watchmen", de Rafa Marín, donde se ve lo que puede llegarse a hacer en un género como la historieta, en un trabajo que "parece" de superhéroes y es un policial/thriller político y sociológico de ciencia ficción. Claro que es de un genio como Alan Moore, y bien acompañado por Dave Gibbons. Estos tipos tomaron un género comercial a full, como el universo de los superhéroes, y lo llevaron a otro nivel. Y sólo transformando la historia en una de CF podría, creo, alcanzar el límite de calidad que tuvo y tiene, y que hace que tantos años después sigamos hablando de ella. Y ni hablar de "El Eternauta", sólo por nombrar una obra más cercana a mi pueblo y a mi forma de sentir y ser.
La buena ciencia ficción invade con ideas arriesgadas, sin tapujos, aquellos lugares que se evitan y se banalizan. Así que es imposible que hablemos de ella con el término mediocridad.
También estoy leyendo, en privado, cuentos de una autora increíble (no quiero dar el nombre porque se retuerce de vergüenza, pero su nombre empieza con T). Su talento le permite escribir varios cuentos sobre el mismo tema, prácticamente, y lo explora desde tantos lugares que uno se da cuenta de las propias limitaciones. Bueno, ella nos arrastra, expande al menos mi forma de hacer y pensar las cosas.
Está en los creadores el imitar fórmulas ya probadas o intentar superar y superarse: eso saca de la mediocridad a cualquiera.

MC:

Sí, coincido a pleno. ¿Una escritora con esa inicial? ¡Já, já!! ¡Sos tremendo para los enigmas! A mí me encanta esa escritora y no digo más, debe estar buenísimo.

Javi Arnau:

Sí, básicamente planteamos lo mismo, que la cifi tienen unos parámetros que la hacen distanciarse de otros géneros, por eso es "literatura fantástica". Pero eso pasa con el resto de géneros, cada uno tiene sus parámetros y dentro de ellos son reconocibles, y un no iniciado no los reconocerá. Claro, los más difundidos, serán más accesibles (policiaca, negro, romántica, etc.), y los menos, pues más complicados (cifi...) Al menos, parece que el tabú de la fantasía se está diluyendo, y tal vez se consiga que le siga la cifi. El terror, gracias (opino) al cine, ya hace años que está imbuido en el imaginario colectivo.
Por otro lado tienes toda la razón, y es una cosa que pienso y comento a menudo, que las obras de cifi(y otros géneros del fantástico) son valorados cuando son "tocados" por autores de fuera del género, aunque los aficionados lo hayamos leído mil y una veces...

Silvia Angiola:

Tanto en el terror, como en la CF y en la fantasía, hay temas que son recurrentes e incansablemente explorados, y otros en los que muy pocos reparan o con los que muy pocos se involucran. Supongo que debe haber explicaciones para esto :)

Ricardo Germán Giorno:

¿Tenés idea de cuáles son los tópicos que se frecuentan poco? Vamos, vamos, largá la data :)


Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

Eso... Ya estamos haciendo cola para saberlo.


 MC:

¡Eso sería un muy buen dato!

Silvia:

Pero, ¡si todos ustedes son expertos! :)
Creo que resulta más fácil nombrar los tópicos que se frecuentan demasiado, ¿no? Pero, a ver si esto puede servir como ejemplo, hace poco publicamos en Axxón un cuento que tenía relación con los indignados. Recuerdo que en ese momento les comenté a los socios que era un hallazgo...

MC:

Sí copado sobre los Indignados. Otro tema que me queda picando hace rato es el condicionamiento social y cultural ¿Hasta dónde puede llegar a regir la conducta de todos nosotros? ¿Son esas opiniones que emitimos nuestras realmente? ¿El ser humano actúa como los loros repitiendo sin saber el significado de lo que repite? Una vez hablaba con un amigo sobre la influencia de los artefactos como la Tv y terminamos entendiendo que la heladera, el mp3 y hasta el destapador
influyen en nuestros pensamientos.

Ricardo Germán Giorno a Silvia:

La tangente.

Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

No sé por qué, pero hace mucho que no veo cuentos donde la gente tome el poder en sus manos realmente. Está lleno de 1984s, pero hay pocas historias que tratan de saltarse esa postura "perdedora", ni siquiera encarándolas desde la derrota.

La verdad, ya me tiene bastante podrido tanto derrotismo, me parece que tenemos demasiado inculcado el "no se puede".

Quisiera historias fuertes, donde se logre algo positivo, y de ser posible desde nuestro modelo de sociedad, no importado. Sólo conozco unos muy pocos ejemplos que lo logran.

Gustavo Campanelli:

¿Leíste Consuelo para los deprimidos? está incluido en el número 12 de la revista Aventurama y además fue publicado en el número 17 de la Revista NM. Como dato adicional te puedo comentar que está escrito por el maravilloso Gustavo Campanelli. Hay mucho derrotismo, si, pero no todo el mundo pierde, aunque vas a tener que pensarlo.

MC a Gedece:

Sí. Está bueno.

MC:

Já, Já ¡Esto me encanta! Tirá algunos nombres de cuentos donde la gente tome el poder en sus manos, me gustaría mucho leer algo así. Pasa que no me trago esos estereotipos del "Sueño Americano" donde un pobrecito afroamericano llega a millonario por su esfuerzo y dedicación. 1984 era muy estereotipado también. Es difícil encontrar un equilibrio que muestre una sociedad fruto de las direcciones que está tomando la actual. Hace años cuando leía a Alvin Tofler, un super optimista, le creía, pero ahora yo no puedo creer que la sociedad humana mejora año tras año. Quisiera con todas las ganas pensar que sí. Es lo mismo que creer en el más allá, en todo vuelve o en la justicia. En mi experiencia la vida no tiene sentido, lo único que me queda es pasarlo bien con la gente que me gusta, hablando de cosas que nos gustan.

Carlos Daniel Joaquín Vázquez a Gedece:


Por eso digo que hay excepciones :)

Carlos Daniel Joaquín Vázquez a MC:

Tiro uno: "La máquina", de Eduardo Carletti. http://axxon.com.ar/rev/134/c-134Cuento2.htm
Pero no es muy nuevo.

MC a Axxonita:

¡Guau! Hermoso cuento. Tiene acto valeroso y sacrificio al mismo tiempo, muy bueno.


Guillermo Echeverría:


Yo creo que sí somos conscientes, si a las personas que leen nuestros cuentos sean 10 o 10.000 les aporta algo lo que leyeron de nosotros eso ya forma parte de su bagaje, a mi me aportaron cuentos de Clarke, de Lovecraft, de Aldiss, de Bradbury, que son masivos y cuentos de Axxon, de NM, de Tere, de Laura Ponce, que no son masivos.
Yo empecé a escribir a instancias de Tere que me animó y cuando empecé a ver que quería escribir me surgió mezclar las dos cosas que me apasionan, la CF y la historia y cultura vascas, así que si a alguien que lea mis cuentos, le gusta la trama y además le pica el bichito de la curiosidad sobre la cultura vasca y eso le aporta algo, súper.

MC:

Totalmente de acuerdo. A mí también me quedan impresiones de los autores y autoras que mencionás. También, creo que el alcance que puede llegar a tener estos cuentos es difícil de medir, aún. En las estadísticas del blog uno puede ver desde donde vistan, que servidor usaron y que fuente de tráfico fue el medio, hasta las palabras de búsqueda que se usaron y el sistema operativo. Como anécdota te cuento que el blog Diálogos es visitado desde todas partes del mundo,
como Alemania o Rusia, además de los obvios países de habla hispana y bastante de USA. En ocasiones, el porcentaje de vistas mayor viene de USA seguido de Argentina y España. Pero con mucha frecuencia hay visitas de México, Perú, Venezuela, Chile, Colombia y Francia. No me imagino quienes pueden estar leyendo los cuentos que están publicados en la red. Nunca me imaginé que alguien en esos lugares visitara el blog, pero así es.

Ricardo Germán Giorno:


¿Qué catzo será: "que la gente tome el poder en sus manos"?


Carlos Duarte Cano:

¿Acaso el anarquismo? el Anarres de Los Desposeídos
 Pero como toda sociedad sin estado el anarquismo ha demostrado ser hasta ahora completamente utópico, como el comunismo

MC:

Es cierto.

Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

Ric, para mí el poder no es el gobierno, es la capacidad de decidir realmente qué hacer de nuestras vidas y dejar algo para los que vienen atrás. Nada más ni nada menos que eso.

Lo de los malos administradores, gente verdaderamente egoísta y enferma, lo dejo para otro momento, porque en realidad, si pudiéramos realmente vivir bien y alcanzar el máximo potencial que nos permita nuestra mente y nuestro cuerpo, a los gobiernos me los paso por los huevos.

MC:

Te entiendo Daniel y yo también me los paso por los huevos. Es que tengo como un estigma de siempre estar remando a contramano o ser el malo de la película. Hablo de mi familia, aclaro. Por mis gustos: La Historieta, La ciencia Ficción y el Heavy Metal, siempre me fue difícil llegar a una reunión y hablar abiertamente de mis gustos sin que alguno se burlara o menospreciara lo que decía. Así que la rebeldía es un rasgo natural, cuando todos van para el norte, puede que me atraiga el sur. Por esto no suelo apoyar a los poderosos de turno. Yo trabajé cerca de algunos bichos que hoy, en el recuerdo, me dan cosaaaa…..
Siempre pienso en los granos de arena, el camino difícil. Cuando conocí los grupos de Ciencia ficción, me di cuenta que había distintas orientaciones. Como soy una persona común como cualquiera, algunos me simpatizaron mucho más que otros, pero de todos modos me dije que había que darle una mano a la CF. Más de uno de nosotros encuentra diferentes caminos. Una se convirtió en editora, otro se sumó a los colaboradores de tal o cual e-zine. Otros escriben o dibujan. Alguna vez me pareció potable golpear algunas puertas para recibir apoyo desde arriba". Tanto para conseguir un lugar de reuniones fijo, para hacer un programa radial de Diálogos y también para hacer un boletín informativo de lo que se hace todos los meses. Me refiero a la Casa de Cultura de San Fernando. Me pidieron muchas cosas, que traiga gente, pero advirtiéndome que todos los puestos estaban ocupados. Tenían profesores de historieta y talleres literarios, pero no daba para hacer algo con la CF. Tampoco podía pretender que la gente se viniese a esta punta de Zona Norte de Bs. As. Nunca pude hablar a favor de algún gobierno.
Entiendo a los que apoyan por estar convencidos y también a los que critican porque me parece muy positivo oír a los que no se encuentran bien. Las discusiones de poco sirven, son como querer convencer a un católico de que dios no existe o a un ateo de lo contrario. Hay que ser muy abierto para hablar de eso. Por fortuna, la ciencia ficción permite desarrollar ideas desde la especulación usando la narrativa para hacerse entender. Así que, a pelearla desde acá ¡Y doy mil gracias a internet! Espero que el FBI, esa policía global, no se meta con la libertad de expresión en los blogs, je, je.

Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

¿Ves? De alguna forma VOS tenés el poder.

Aburcho a Silvia Angiola:


Y si se habla de los temas tabú, hay un montón y todos los conocemos, aunque no sea fácil referirse a ellos. No son privativos de la CF. Pongo aquí un breve listado de mi coleto.

1. La homosexualidad masculina, sobre todo en la parte médica: la crueldad de herir al otro al amarlo. Tal vez haya que recurrir a Nietzche para darle sentido.

2. La traición, contada en primera persona y sostenida con recursos
ideológicos. Servirá tal vez basarse en "El príncipe", de Macciavelo o "El
arte de la guerra" de Sun Tzu, en cuanto a la forma expresiva.

3. La guerra mundial entre pobres y ricos. No como oculta lectura de cualquier otra contienda (por ejemplo, "Tank Girl"), sino claramente definida.

4. La tendencia mundial en ya no curar enfermedades sino volverlas crónicas, para mayor ganancia de los laboratorios (Cfr. denuncia del premio Nobel de Medicina 1993, Richard J. Roberts, http://tinyurl.com/74ao9ft)

5. La criba societaria, un mundo en el que esté bien que los pobres o
inválidos sean rechazados. Cfr. Gattaca o el cuento "La criba", de Asimov, aunque esos ejemplos esquivan el bulto. Cfr. mejor el darwinismo social de Spencer y Galton, la utilización de leyes naturales como justificación de opciones morales o sociales con lo que se justifican la supervivencia del más fuerte o la eliminación del "diferente", al estilo de los antiguos espartanos. El racismo "justificado", el esconder o hacer desaparecer al hijo discapacitado por ser "deshonra".

6. Relacionado a lo anterior, el hecho de que la humanidad está más enferma que nunca, pues la medicina está evitando la selección natural de la especie. Habrá que releer a Malthus y tratar de justificarlo.

7. Relacionado a lo anterior, el hecho de que nos estamos volviendo extraños a nuestro propio medio ambiente (física y sicológicamente) al ocluirnos en ciudades. Para esto se puede beber bastante de "Matrix", sin necesidad de generar la matriz.

8. La condición de "persona venenosa", estructura sicológica por la cual muchos destruyen las vidas de los demás. Son bellos y todos quieren relacionarse, y ellos los destruyen uno tras otro actuando como vampiros psíquicos. Una analogía técnica pudiera ser "El perfume", de Patrick Süskind.

9. La esclavitud y la venta de personas con fines médicos, laborales o
alimenticios. El filme "Soylent Green" es solo un cuento de niños dentro del tema (Cfr. El abuso a las gentes de Guatemala por los laboratorios de EEUU, http://tinyurl.com/86tyczo). Relecturas del "hombre del saco" tal vez ayuden (cfr. "bogeyman" en Wikipedia).

10. El hambre.

11. El odio irracional.

12. La muerte.

Podría seguir por días, pero el problema es doble:

a. si nos sentimos capacitados para lidiar con estos temas, y

b. si luego de escritas las historias vamos a poder publicarlas en nuestras pacatas sociedades.
A esto sumemos que a todos nos gustan las historias bonitas, y éstas no lo serán.

Graciela Lorenzo Tillard:

Maestro.

Silvia:


Impecable.
Yo también pensaba en cierta presión social y/o comercial, que favorece algunos temas sobre otros. O, al menos, que mantiene a algunos temas siempre dando vueltas en el inconsciente colectivo para ser tomados con mayor o menor pericia por distintos autores.
¿Tendremos incorporados "límites" para nuestro género que, se supone, es el más capaz de darle vuelo a la imaginación?


Carlos Daniel Joaquín Vázquez a Silvia:

Creo que más que limitaciones tenemos modas, que quienes antes de escribir leemos, nos cuesta abandonar.
No sé cuán "preformateados estamos", aún hablando de una literatura que cruza barreras culturales... ¿Cuántos cuentos orientales (Asia o Europa del Este), árabes y africanos en general o hindúes solemos leer comúnmente, en vez de lo generado en el mundo angloparlante o el propio?

Los límites, creados por nosotros, los rompemos nosotros o no los rompe nadie.

Asumo los puntos que tiró Aburcho, veremos qué sale.

MC:

Los estoy anotando.

Ab a Silvia:



[Hay presión social y comercial, por supuesto, pero también hay una
aceptación por nuestra parte a escribir "lo que se quiere leer", y con ello lograr "meternos". Nada nuevo, pues el ser humano es gregario y busca agradar; solo algunos grandes escaparon a ello y pudieron publicar, muchas veces porque encontraron editores que asumieron el riesgo (estoy pensando, por ejemplo, en la edición argentina de "Cien años de soledad"). Miles de otros que lo intentaron (siguiendo los dictados de su alma) solo consiguieron que no se les publique.
Quién sabe lo que nos hemos perdido de leer...
Por supuesto que tenemos límites, no importa en qué nos desempeñemos. Aquí me viene a la mente el filme "Leon", conocido en los países hispanohablantes como "El perfecto asesino". El tipo lo explica claramente: "No women, no kids". Solo asesinaba hombres, y con eso cumplía con su extraño prurito a pesar de tan infame profesión.

Solo para que lo veas: a mí me insultaron y moderaron como "pervertido" cuando en respuesta a un comentario sobre el libro planteé tratar el primero de esos temas en mí listado en una lista de CF muy conocida en la muy liberal Buenos Aires. No voy a precisar más el tema; solo te lo comento para que lo veas. Y yo no soy homosexual; lo aviso por las dudas.

Silvia:


Cuando yo era jovencita, pensaba ingenuamente que todos los que leían / escribían CF tenían la cabeza abierta. Cuando empecé a relacionarme de verdad con gente del palo, esa idea se disipó rápidamente :)

Ricardo Germán Giorno:

¡Uy! ¡Dolió!

Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

No le hagas caso, seguro que lee fantasía...
Está muy claro que somos todos de mente abierta.
Lo que pasa es que los que no piensan como yo son unos @#&/%(/&$$!!!!

Ricardo Germán Giorno:

Aparte de los límites sociales están los límites internos. Límites difíciles de ver. Por ejemplo, somos incapaces de crear un nuevo sentimiento. Uno nuevo, que no sea una mezcla de los existentes.
Es imposible para nosotros imaginarnos a una sociedad que procrea de una manera diferente a la nuestra. Claro, es fácil imaginar diferentes procreaciones, pero una quimera descifrar el enigma de cómo piensan y qué sienten los seres de esa supuesta civilización.
Es que somos entes traductores: una porción de la luz rebota en los objetos, luego rebota en una parte de nuestros ojos y el cerebro traduce cómo sería eso que hay "afuera". Para el sonido, el tacto y el olfato es lo mismo.
Como siempre dice el Lobizón Turquesa:
"Los humanos se mueven por las leyes que les ha impuesto su padre, el Dios Rebote. Es por ello que sólo pueden vivir rebotando. Los sonidos rebotan en sus oídos y así ellos escuchan. La luz rebota en sus ojos y así ellos ven. Caminan rebotando de un pie a otro. Piensan saltando de una idea a la otra... Rebotan, rebotan, rebotan.

Los límites están ahí, y son imposible de traspasarlos... y rebotando me voy a contestar otro correo. :)

Lo que yo decía, es que es imposible eso de que la gente tome el poder en sus manos. Estamos concebidos para andar en tribu. No hay vuelta en ello. Así que hasta en el Anarquismo hay células gobernadas o dirigidas por un individuo.
Aparte: Cristinita, Chávez o Bush, ¿de dónde salieron?

Gustavo Campanelli:

Como todas las personas, tenemos la cabeza abierta a ciertos conceptos y cerrada a otros. Es una simple cuestión humana.

Ahora bien, creo que hay una diferencia, aunque no estoy seguro. Supongo que lo que si estamos más dispuestos que otras personas es a examinar ideas diferentes. Eso no quiere decir que las aceptemos inmediatamente, ni que acordemos con ellas, pero que si vamos a pensarlas. El problema, tal vez, es que las pensamos para otro lado, entonces parece que lo que nuestro interlocutor nos quería comentar realmente se pierde, con lo que aparentamos tener la cabeza cerrada para algunas cosas cuando en realidad la tenemos demasiado abierta y desviada.

Yo tomaría el poder con mis manos, pero no lo hago porque supongo que me voy a quemar. Y si me quemo las manos no puedo seguir trabajando de programador de computadoras, que me gusta. 


 continuará...

martes, 24 de abril de 2012

MERBITT – Ilustrador – Entintador para editoriales US





 





 



 





 

 
 

 
Invitado de Hoy: MERBITT – Ilustrador – Entintador para editoriales USA.


Hola ¿Quién eres? Preséntate con tus palabras, por favor.


Hola! Mi nombre es Lucio Daniel Mercado, aunque muchos me conocen como Merbitt, oriundo de la provincia de Buenos Aires pero cordobés por adopción. Hago ilustraciones, algo de caricatura, un poco de humor y trabajo como entintador para las editoriales Fantomlight y Big Dog Ink. Me gusta escuchar música instrumental, andar en bicicleta, hacer caminatas… la cerveza fría y las chicas bonitas.


Me parece muy bien, je, je. ¿Cómo empezaste a aficionarte a la Historieta?


La historieta llegó a mí cuando era muy pequeño y ni siquiera sabía leer. En casa no había televisión entonces la radio y la lectura eran nuestros pasatiempos. Hijitus fueron las primeras historietas que tuve, y después a través de la revista Anteojito pude conocer a otros autores… Oswal!! .. Sonoman fue el primer superhéroe que leí.


¿Y cuando sentiste el impulso de empezar con el dibujo?


Mi viejo pinta y dibuja, así es que en casa siempre hubo papeles, lápices y oleos, lienzos. No sabía escribir pero hacía unos lindos enchastres con acuarela. Pero no siempre dibujé, tuve dos etapas de “fobia” que no te agarraba un lápiz ni que me lo pidieras de rodillas. Después de algunos años se me ocurrió dibujar la vida de San Francisco de Asís para una revista local y a partir de ahí empecé un coqueteo con el dibujo hasta que, cuando tuve un laburo donde ganaba bien, comencé  a comprar libros y prepararme para meterme en esto. Te estoy hablando de hace cinco o seis años atrás nomas….  


¡Mirá vos! ¿Qué temas te gustan en los  dibujos y las historietas? 


No me fijo en la temática… me gusta que un dibujo o una historieta me diga algo… el virtuosismo solo no me llega. A veces veo cosas tan llenas de detalles y giladas… ¡Y no me dice nada! Capaz una acuarela o un dibujo a lápiz bien sencillo logra emocionarme mucho más que cualquier recurso técnico. ¿Me explico?


Si, menos es más. Hay pocos tipos que saben manejar el virtuosismo con la buena narración. Tampoco me gustan los dibujos sencillos y correctos que no dicen nada. ¿Cuál es tu aspiración? ¿Fama?


No. Me gustaría que me reconozcan por mi profesionalismo, y si es posible dejar alguna “marca registrada” en mi estilo. Si quisiera fama me hubiera anotado para Gran Hermano!!


Uyyy, la fama es un asco si es lo que se gana pasando por Gran Hermano. ¿Qué es lo que te hace juzgar si una historieta es buena o mala?


En primer lugar la historia en sí… que me lleve de las narices, que me haga olvidar que estoy sentado en el living de mi casa y me transporte. Y que el dibujo esté acorde con esa historia. Que no me distraiga con dibujos malos o malas composiciones que no sepa qué viñeta sigue. Si en algún momento algo me hace bajar a tierra… bueno… entonces no era tan buena.  


Una explicación perfecta. ¿Qué es la Historieta para vos?


Un medio de comunicación… de expresión. Un medio tan fantástico como cualquier otro. 


¿Crees que hay publico para lo que haces?


Yo soy parte de un equipo de trabajo que está lanzando un producto en USA, y  sí… hay público para lo que estamos haciendo. Allá la industria es mucho más grande y si algo está bien armado y les gusta, se fanatizan enseguida. Con respecto a las ilustraciones y las caricaturas… es decir las cosas que hago por mi cuenta, te diría que también hay público para eso. 


¿Sabés? Hace poco me contacté con el escritor Tom Hutchison y mirando las portadas  de Ursa Minor me encontré con tu nombre en los créditos. ¿Qué podés contar de esa experiencia?


Tom estaba buscando entintador y había puesto un aviso en la web. Yo le envié lo que estaba haciendo en Legendary sin haber visto nada del trabajo del dibujante. A Tom le gustó y me mandaron un pin-up de Ian Snyder (el dibujante). Dio la casualidad que en ese momento yo estaba estudiando trabajos de Joe Weems y Jonathan Glapion… y podía aplicar ese estilo perfectamente en el dibujo de Ian.
Ian se comunicó conmigo inmediatamente comentándome de que en un primer momento había rechazado la idea de trabajar con un entintador que hiciera las cosas digitalmente, pero al ver la muestra se había encontrado que era exactamente el estilo que quería para su dibujo.
Tom no me confirmó el trabajo hasta un tiempo después, seguramente buscaba otras alternativas, pero Ian insistió sobremanera para que yo me hiciera cargo de las tintas de Ursa Minor. Me seguía enviando dibujos y páginas de prueba y se las enviaba a Tom para que se diera cuenta de que funcionábamos bien.
Ahora no solo entinto Ursa Minor sino que algunas veces Tom me envía portadas de otros dibujantes para que las entinte.   


¿Tienes un e-zine favorito?


¿Comiqueando es un e-zine? Entonces ése es mi favorito.


¿Hay algún autor contemporáneo que sigas?


Dentro del rubro de los entintadores lo espío mucho a Scott Williams, y a Jonathan Glapion. Después también busco las cosas nuevas que esté haciendo Risso, lo que esté dibujando Madureira… si aparece algún libro de Horacio Altuna… Esa gente es a la que más sigo. 


¿Cuál es tu autor favorito?


Franquín. Nada que ver con todo lo anterior!!!! Jajajajaja… pero siempre admiré su trabajo. Tiene un manejo del lenguaje corporal que me fascina y la manera en que caricaturiza los elementos, las casas, los autos… con todos los detalles!


¿Según tu parecer, Los autores de Historieta colaboran entre sí o son individuos aislados?


Por lo general hay muy buena onda, exceptuando algún que otro dibujante estrella que se toma en serio su estrellato y no te da pelota… Pero los “grossos-grossos” son muy abiertos. Somos muy solitarios en el estudio a la hora de laburar pero siempre hay contacto con el resto. Siempre pasándonos data o dándonos una mano. Nos mostramos los trabajos para que haya una critica, un consejo. 


Es muy cierto esto que decís. Y me hacés acordar de hace unos años atrás cuando, estando en el grupo de Olivetti, te pregunté por una forma copada para colorear con Photoshop. Me explicaste paso a paso y usé el método bastante tiempo, después empecé a laburar con los canales y las curvas, pero mis primeros laburos a color están hechos con aquel método. Muy agradecido, eh. ¿Qué opinas de los guionistas y escritores?


Jajaja.. bueno, me alegra que te haya servido eso. La verdad es que si uno recibe ayuda o consejos de colegas, me parece que debemos seguir la cadena y no cortarla en una actitud de egoísmo estúpido.
Con respecto a los guionistas y escritores… lo que pasa que yo no laburo con guionista. Sí he leído algunos guiones y me resultan fatales esos guionistas que te explican hasta cómo tenés que dibujar los pajaritos que cruzan por el fondo. Dejame de joder! Agarrá un lápiz y dibujalos vos! 


En eso tenés razón, hablando de historieta, creo que tiene que haber simbiosis y que vos le gustes al guionista y el guionista te guste a vos, sino no funciona. Ahora con las ilustraciones para cuentos es diferente, ahí prefiero que me digan que quiere, así hago lo que corresponde y no tengo que leerme diez veces el cuento para adivinar que imagen le caerá mejor al autor, je, je. ¿Es importante la divulgación de las novedades sobre Historieta?


Totalmente. Me gustaría que esas novedades se vean en otros ámbitos como podría ser en un diario, en algún programa de TV, por la radio…. Que se le dé más pelota a la industria.


¡Y algo hay que hacer! ¿Qué opinás de la autoedición?


Me parece bien en el sentido de que te dá la posibilidad de mostrar tu laburo, pero el tema es que si no estás lo suficientemente preparado te puede jugar en contra porque te “quemás” de entrada y después hay que remontar esa mala impresión que dejastes al principio.  


¿Te animás a opinar sobre algún editor?


Sucede que soy muy nuevo en esto y mi relación con los editores es minima, algún que otro detalle que me piden que corrija o yo que consulto por algún cuadro que no termino de entender…. Para mí son simples clientes que me encargan un trabajo, lo pagan y se terminó. 


¿Ves televisión?


No. Excepto algo que me pueda interesar mucho como ser algún acontecimiento que se vaya a transmitir en directo o cosas así, pero últimamente no hubo nada que me hiciera prender el televisor.


¿Qué opinas sobre los adelantos tecnológicos en la vida diaria?


Están bien en el sentido que mejoran nuestra calidad de vida y nos dejan más tiempo para el ocio y la diversión. Es decir hay muchas cosas que usadas de manera correcta son buenísimas, pero si te vas a pasar todo el día mandando mensajitos y no vas a tener ni cinco minutos para conversar con tu hermano, entonces no. Pero no es culpa del aparato, sino del que lo usa que no comprendió el objetivo con el que fue hecho: comunicarte… y no incomunicarte con los que tenés al lado tuyo.


¿Cómo ves el futuro de la humanidad?


Complicado… que querés que te diga…. Por un lado hay una toma de conciencia de que nos estamos yendo al tacho, pero por otro lado se siguen destruyendo recursos naturales, se sigue con la polución, la contaminación… Nos desesperamos cuando en las noticias sale de que se destruyeron tal cantidad de hectáreas de bosque natural, pero no nos interesa arreglar esa canilla que gotea todo el tiempo, o protestamos si en el supermercado no nos dan bolsas de nylon….. Somos unos boludos…. 


¿Qué pensás de las nuevas formas de comunicación? ¿Y las redes sociales?


Son una herramienta espectacular. En mi caso particular me permitieron (y me permiten) trabajar con cualquier editor o empresa no importa dónde esté, y yo sin necesidad de moverme de mi casa, en un pueblo pequeño al pié de las sierras. Pude conocer colegas e intercambiar experiencias con ellos. Pude contactar a mis “maestros”, cosa que años atrás era imposible…    


Ahora los chicos siguen aventuras a través de juegos de video o historias en cine condicionadas por el merchandising ¿Pensás que eso reemplazará a los comics?


¡¡Espero que no!! Pero me parece que la cosa pasa más bien por el hecho de que los pibes no son lectores, es decir no tienen ese contacto con el libro o la revista como tuvimos nosotros, que en nuestra niñez y juventud no existían los video juegos o las computadoras. A los chicos les cuesta leer… no logran concentrarse y no comprenden lo que leen. Entonces me parece que esos productos están dirigidos a ese público “no lector”…  que lamentablemente cada vez es mayor. 


¿Por  que pensás que en la opinión general, la Historieta es tan infravalorada?


Creo  que eso viene desde los comienzos de la historieta cuando las historias dejaban bastante que desear en algunos casos, se imprimía en papeles de baja calidad y el público que consumía esas historietas eran los niños y la gente humilde. Y es como dice un amigo mio: “Hazte fama y serás famoso”, es difícil revertir ese concepto y, debido a eso, la gente no se acerca a las historietas como lo hacen en otros países.   

 
¿Imaginás que algún día conquistaremos el espacio como en Star Trek?


¡Tal vez, pero nosotros no estaremos para disfrutarlo, jajajaja!


Si hubiese un holocausto climático o ecológico ¿Qué harías?


Ni idea… habría que ver si sobreviviríamos a eso. Suponiendo que si…. Y bueno, buscaría un buen lugar donde poder seguir dibujando.


¿Cuál es tu película de COMIC favorita?


Dejame ver…. creo que Iron Man… si, definitivamente Iron Man. Las dos pelis. 


¿Crees que los autores de Historieta son nerds o ratones de biblioteca despegados de la realidad?


Y… hay de todo. Tenés al tipo que “hacer historieta es un trabajo”, está el que se la pasa haciendo chistes con superpoderes y tenés al que vive en una nube y se le mezcla la calle de su barrio con Ciudad Gótica! 


Asi es. ¿Cuál fue la última historieta que leíste? 


Lo ultimo que leí fue la JLA nueva que está saliendo dentro de las 52 series de DC. Bastante raro todo, la gente les tiene miedo a los super humanos y entre ellos no se conocen… En fin. Es un “mezclar y dar de nuevo” por parte de DC, no?


¿Cuales son tus próximos proyectos?


Tengo en carpeta un par de libros en los cuales vengo trabajando muy lentamente, en los ratos libres. Uno basado en un cuento y el otro es una biografía novelada. En este último libro la documentación es muy importante, así que estoy en esa etapa de investigación. No tengo apuro, quiero que cuando salgan a la luz sean lindos trabajos, que se acerquen todo lo que más pueda a lo que me gusta leer a mí


¿Pensás que alguien leerá este diálogo?

Alguno que esté muuuuuuuuuuuuy al pedo, jajajajaja!

viernes, 20 de abril de 2012

Mesa redonda de Diálogos Cf Sesión 5

Mesa redonda de Diálogos Cf Sesión 5:

Sesión anterior

 
Participantes por orden de aparición:




Gedece
Editor Alfa Eridiani (José Joaquín Ramos de Francisco)
Javier Arnau
Juan Manuel Valitutti
Txerra
Graciela Lorenzo Tillard
Rolcon
Carlos Daniel J. Vázquez (Axxonita)
Marina Dal Molín (Vampira marplatense)

Susana Sussman
Ricardo Germán Giorno



Nuevo tema: ¿Se busca la Excelencia en las nuevas publicaciones de CF?


MC:

Todos los presentes descargamos números de NM, Alfa Eridiani, cuentos de Axxón, Ragnarock, del Fanzine TERBI, de miNatura, de Crónicas de la Forja. También guardamos en casa algún número de Cuásar, Próxima, Péndulo, la Asimov o la Nueva Dimensión. De todo. Entre todas estas revistas se encuentran relatos y dibujos que recordamos por su notable nivel. Sin embargo, recuerdo una revista que se presentaba sin contratapa. Era por una cuestión de costos, pero el resultado dejaba un sabor amargo, parecía una revista rota. Como ilustrador también encuentro dibujos a los que le falta terminación. O sea, se nota que el dibujante tiene talento pero a la hora de entregar su trabajo descuidó la terminación obteniendo un producto inacabado que al lado de un cuento lo desmerece. Con los relatos no ocurre tanto, y en esto quizá cuente el gusto personal. He leído a autores que en el encabezado se presentan como "grandes" y al leerlos no puedo pasar de la primera página. Algunos, sin dar nombres, se presentan a sí mismos como escritores de trayectoria. No importa porque al final es el lector el que escoge a quien prefiere leer. El tema que quiero abordar sin entrar más en detalles es si realmente se está publicando material de calidad. ¿Hay verdaderos filtros de edición hoy en día? ¿Cuántas veces nos han rechazado un trabajo para que lo mejoremos? ¿Se busca la Excelencia en las nuevas publicaciones de CF?


Gedece (Gustavo Campanelli):

 
Personalmente a mi me rechazaron un cuento que al principio me enojé, pero luego comprendí las razones del rechazo. No eran las mismas que me habían dado, pero analizando porque me habían dicho eso encontré las razones que los habían llevado a decir eso. El cuento en si era bueno, pero requería conocimiento previo de parte del lector, por lo que no funcionaba para todos, y lo archivé.

Recientemente publiqué un cuento y una editora me sugirió hacerlo un poco más largo, cosa que hice al encontrar cosas interesantes que decir además de lo ya escrito. Luego un editor me sugirió agregar algo en una parte del relato, pero le expliqué cómo funcionaba y como provocaba que el lector lo completase y estuvo de acuerdo, por lo que lo publicó sin modificaciones.

O sea que si, encuentro que hay gente preocupada por la calidad en esas revistas, haciendo un trabajo que la mayoría de los que son solo lectores ignoran completamente.

Editor Alfa Eridiani (José Joaquín Ramos de Francisco):

 
Hola. Yo suelo rechazar pocos relatos porque suele gustarme lo que publico. También es verdad que lo que me llega es revisado por gente entregada a la tarea de corregir los textos. No obstante, he rechazado alguno por falta de calidad o porque no se podía leer.

Mi filosofía es que si se deja leer medianamente bien es publicable. Eso anima al escritor. He comprobado que algunos se desaniman con las críticas. Otros no. ¿Qué os pasa a vosotros cuando os aconsejan u os dicen que tal o cual parte del cuento es mejorable?


Javi Arnau:


A mí, cuando me lo dicen de manera adecuada, me sirve para corregir y revisar, e intentar mejorar. Ahora, recuerdo a cierto editor (...) que me dijo de unos relatos cortos, tal cual, que eran "malísimos"; curiosamente esos relatos fueron apareciendo en otras publicaciones poco después. De acuerdo que para esa publicación a lo mejor no llegaban a la calidad que se exigía, pero siempre he pensado que había otra manera de haberlo dicho...


Juan Manuel Valitutti:


Esperemos que sí; ayer me enteré que me rebotaron un cuento en Axxón: el sentimiento fue, al principio, de frustración; después me dije que estaba bien: uno siempre puede dar más. De la misma manera que me publicaron el mes pasado, me tocó perder ahora... pero la máquina sigue rodando ;-)


MC:


¡Animo, Juan! Eso siempre es de esperarse. A mí me ocurrió varias veces. Y cuando no fue así, recibí recomendaciones para mejorar el cuento que es la que conocen los que han leído algún cuento mío.


Txerra:


Muy interesante pregunta. No sé si seré un caso atípico, pero yo, no publico en revistas digitales. Y no es por menospreciar el medio, ni nada por el estilo, pero yo prefiero poner el listón en otro nivel. A lo mejor estoy equivocado, pero yo envío mis relatos a concursos. Digamos que me "sabe" mejor ver mis relatos publicados tras ser valorados por un jurado. Hay que tener en cuenta tras pasar por él, alguien (asociación o lo que sea) invierte su dinero en publicarlo, así que es de suponer que los miran con lupa de muchos aumentos antes de meter un relato en la antología. No obstante, yo no me considero escritor (que más quisiera) todo lo más un aficionado sin muchas miras, y puede ser que me haya "autoexcluido" de los circuitos digamos convencionales por ese motivo.


Graciela Lorenzo Tillard:


¡Aj! Somos los mismos. Esto parece familia. Habrá que agua


MC:


Hola Gra ¡Qué alegría! bienvenida!!!!!!!!
Mi experiencia siempre fue muy buena enviando cuentos o relatos. A veces hay que esperar un tiempo. Para que Manuel Burón diera luz verde a mi serie de Sálvat tardó meses. Ya estaba por ofrecerla por otros sitios. En todos los casos efectué cambio. En Alfa Eridiani como conté alguna vez me enviaban la versión con las modificaciones sugeridas y otra con los arreglos efectuados, listos para editar. Eso es un lujo. También me han evaluado Silvia, aquí presente y Santiago Oviedo. Cuando presente Enfrentamientos de los Dioses, la cosa fue un poco complicada porque es una serie de libros que va sumando pistas para desentramar asuntos a medida que se va leyendo. Muchas veces me sugirieron cambios de forma y estilo, que me era imposible efectuar, sabiendo que todo estaba puesto para activar algo en los sucesivos libros a modo de rompecabezas. Es obvio que fui rechazado en muchos sitios. Totalmente entendible pues no podía mostrar algo que sigue trabajándose y tampoco pienso mostrarlo al completo cuando esté terminado a ningún editor porque yo sé donde van las piezas del rompecabezas y prefiero correr el riesgo. Un amigo que se animó a correr el mismo riesgo fue Fede Witt de Portal Cifi donde fue presentada esa historia, pero yo preferí levantarla casi en el final de la segunda parte porque todavía no encontré una plataforma adecuada con una publicidad eficiente para motivar la lectura. Es una apuesta, Sólo con mi círculo más íntimo de la familia habló de esa historia. Tampoco es que me creo que sea la gran cosa, sino que para que funcione tiene que leerse en cierto orden, eso pienso yo.
Con respecto a la calidad en las publicaciones, es muy difícil conformar a todos. Sin dar nombres les contaré que a veces hay números de algunas revistas ¡Hasta la Péndulo! Que no me gustaron tanto. Lo bueno es que un cuento o un dibujo valgan la molestia. Hace poco, Isa Ali me dio una revista con unos cuentos muy lindos, uno era de Susana Sussman. La verdad, me gustó por completo. Pienso que la tarea del editor debe ser a la vez gratificante y estresante. Hay que tener talento para saber elegir el material, que orden darle, que dibujos acompañarán a cada cuento o artículo. Que ilustración es mejor para la portada y después donde mostrarla, a quién ofrecer el producto. Acá vuelvo a mencionar el Anuario Axxón, cuando lo tenía en mis manos, un amigo presente en la tertulia. Una tertulia con pocos asistentes, pues yo había llegado para los finales. Bueno, este amigo me dice que la portada no se entiende, que las líneas son muy caóticas, que no estaba tan bueno, bah. A mí, al contrario me había gustado mucho. No tanto por el motivo sino por lo novedoso de la técnica. Eso me pasa con Bárbara Din, Yo no sé como corno hace sus diseños. Me recuerdo la impresión cuando vi un dibujo de Fraga, Los locos días del Asteroide, con el contrapicado de una figura femenina. Lo mismo puedo decir de las portadas de NM, Alfa Eridiani y Planetas Prohibidos, está última está matando. Ah, me olvidaba de miNatura, hay unos dibujos para poster. Quizá muchos de nosotros no lo sintamos, ni lo creamos, pero es posible que estemos haciendo historia y tal vez, en unas décadas algún coleccionista busque con ansiedad famélica cada uno de esos relatos y dibujos.


Rolcon:


¿el problema, si es que es problema, no será que "excelencia" o "calidad" es una palabra con definición un tanto difusa y que se ajusta según el entendimiento de quién o quiénes intentan realizar algo de "excelencia" o "calidad" que no necesariamente con el entendimiento de otro?
'ta bien, hay chambones, es otra historia, pero es como intentar encontrar la unanimidad total en algo ¿impreciso?, como la mujer (o el hombre) más bella o elegante...

MC:


Já, já Es difícil definir cuando una revista está bien o mal hecha porque es cuestión de gustos. Y cuando de eso se trata el espectro es muy amplio.

Carlos Daniel Joaquín Vázquez (Axxonita) a Txerra:


Disculpame, Txerra, pero ¿qué significa poner el listón en otro nivel? ¿Crees que el material no se evalúa en las publicaciones digitales? No tienes idea de la cantidad de obras que se rechazan, y cuántas son las que son trabajadas entre los editores o grupos de colaboradores y los autores. ¿Crees que en los concursos no hay preferencias? Hay Minotauros relativamente recientes que me han dado vergüenza.

Entiendo y aplaudo tu postura, habla de sana autoexigencia y capacidad de frenar el propio ego. Pero no necesariamente eso es "subir el listón".

Con respecto a la búsqueda de exigencia, creo que todos hacemos lo mejor posible.

A MC:


El tema, MC, es que Bárbara es MUY talentosa :)
La tapa del anuario de Axxón: me encanta la ilus de Guillermo Vidal. Casi todo lo que hace lo colgaría en una pared.


Marina Dal Molín (Vampira marplatense):

 
¡Hola! Vi luz del módem y entré en la red...jej!
Bueno aquí me encuentro.

Saludos


MC:


Acomodate en una de las sillas alrededor del mesón. Es grato tenerte por aquí.


Gedece:


Tal vez podamos definir entonces la excelencia o calidad (en este contexto de editores de revistas) como una visión del editor y cuanto esfuerzo hace por respetarla o alcanzarla.


Graciela Lorenzo Tillard:

Gracias MC
Con respecto a lo de calidad vs lo que sea, hay que diferenciar el editor de papel del editor digital. El de papel necesita estar seguro de que la cosa se va a vender.
Para eso se apoya en ciertos nombres "hechos". Aunque no siempre esos autores son bien recibidos. E incluso tiene que pensar en el tamaño.

El editor digital está más libre de la presión "vender", aunque es importante contar las descargas. No siempre una descarga implica lectura. Sabemos que hay descargadores compulsivos que nunca leen.
Pero el trabajo no tiene remuneración. No sólo los autores se llevan sólo el placer de haber publicado, y ni un centavo más, sino que el editor trabaja como perro para armar una revista y nadie le dará ni medio centavo por eso. Si todo este rollo ya fue conversado, sorry, recién me invitaron ayer.

Editor Alfa Eridiani:


Hola Gra. Bienvenida al grupo. Por lo que se ve somos pocos pero bien avenidos. Hola a todos. Os tengo que pedir disculpas por no haber podido configurar lo de Mercado Pago. Al parecer hay que ser residente en Argentina o Venezuela. Y pagar 69 pesos. Sin tarjeta internacional no sé puede hacer. Me hubiera hecho ilusión que saliese el proyecto adelante pero c'est la vie.


Txerra a Axxonita:


Hola Axxonita. Si lees bien, yo no le doy valor a lo del listón. No digo que esté ni por encima ni por debajo de nada, simplemente que va a otro nivel. Yo sé (todos sabemos), por supuesto, que las revistas electrónicas dan un excelente servicio y el nivel (aquí si valoro) es extraordinariamente alto. ¡Si yo también estoy metido en el consejo del e-zine TerBi!
Por cierto aprovecho y meto la cuña para algún despistado:
terbicf.blogspot.com Ahí se pueden descargar las revistas de la TerBi, y en la última está ¡Una portada de M.C.! ¡Y una entrevista a M.C.! Y muchas cosas más...
¿Os lo vais a perder?
http://txerra-desdeelrinconoscuro.blogspot.com

Carlos Daniel Joaquín Vázquez a Txerra:

Hola, Txerra.

Entendí, por "poner el listón en otro nivel", que eso significaba "ir a más". Hoy, considero que llegar a publicar en algunos medios es prácticamente un concurso permanente, por más que estos sean "meramente" digitales.

Es cierto, también, que limitarse a concursos exige mucho de uno mismo. Y posiblemente, la no participación de las obras de nuestros géneros en concursos "comunes" es un gran, gran error, pues hace que permanezcan "tapados" en el mar literario.

Posiblemente sea una deformación afectiva y de costumbre, y puede que yo esté equivocado. Sí reconozco que siempre se puede mejorar, siempre hay cosas para aprender. Aprendo mucho constantemente, y tengo la gran suerte de estar rodeado de gente talentosa que, por suerte, no suele pensar como yo, con ideas que me alimentan y me hacen crecer.

MC a Editor Alfa Eridiani (18-02-2012):

 
¡Muy Feliz Cumpleaños, amigo!!!!!!


Gra:

 
Oye Yeyey, ¿cumples hoy? ¿Cómo se siente pasar a los 50? ¿O "de" los 50?

Editor Alfa Eridiani:

 
Todavía no he llegado a los cincuenta, motivo por el cual no sé cómo se siente uno. Lo diré a su debido momento. Supongo que igual que siempre.

Gracias por la felicitación.


MC a Javi Arnau:


Cuánta razón tenés Javi cuando mencionás sobre el modo en que te corrigen. Hay gente que por su carácter o por su falta de trato con otras personas, agrede con los comentarios. Bueno, uno que tiene bien claro que se trata sólo de un comentario. Más bien de una opinión, tampoco puede darle tanta importancia. Pero debo reconocer que como dibujante nunca reacciono con tanta tolerancia que como escritor. Me ha ocurrido que me han solicitado ilustraciones y luego cuando sale la revista no las usan. En esos casos me siento estafados. En adición, la mayoría de las veces me están apremiando para entregar en una semana o días. Eso me descoloca y he llegado a dejar de colaborar en sitios donde eso me pasó más de unas veces. También ocurre que en las historietas me solicitan cambios. Es comprensible y la mayoría de las veces accedo. Debo aclarar que no es sencillo porque yo diseño las páginas con un orden de prioridades, podríamos decir matemáticas. Para no hacerme el misterioso uso una grilla de triángulos y líneas que me indican donde ubicar los elementos del dibujo en prioridad de importancia, esto no tiene que ver con los planos es una cosa de armonía entre las cosas que se ven y los espacios vacios. Por supuesto la grilla está en lápiz y desaparece cuando pasó todo a tinta. Muchos dibujantes saben esto y muchos trabajan de esa manera, basta trazar unas diagonales desde los vértices en la Gioconda para descubrir que el rostro, la mano y los hombros no están donde las puso Leonardo por casualidad Ni les digo si hacen eso con las páginas de Moebius. Pues bien, a lo que iba. Hace unos años realicé una historieta y al terminar el guionista sintió que no había respetado el argumento. Aclaro que yo había hablado previamente con él para decirle que el guión estaba pensado como un cuento y que en historieta hay que pensar que las imágenes cuentan, no sólo el texto. Pues sucedió que el coordinador para congeniarnos me escribió pidiéndome que cortara las viñetas y la acomodara de otra manera para tratar de dejarla historia de acuerdo al original guión. Después del trabajo que me tomó el diseño de esas páginas no acepté esa oferta y la historieta no se publicó.
Fue un malentendido lo comprendo, pero todo mi trabajo para hacer esa historieta quedó en la nada. Bueh, no porque mi amigo Javi Arnau la aceptó para el primer número de Planetas Prohibidos. Comento esto porque hay personas que creen que dibujar es un pasatiempo que se hace en un momento de distracción. Puede ser para algunos, no lo puedo asegurar, pero a mí me toma tiempo y dedicación y siempre trato de dar lo mejor.


Javi Arnau:


Sí, comprendo lo de las historietas porque algún guión de cómic he realizado, y sé lo diferente que es al relato un guión. Por eso, el guionista debe dejar muy clara la estructura o, en caso contrario, dejarle vía libre al dibujante para que realice la adaptación al lenguaje de viñetas, tan diferente al escrito.
Por otro lado, ya comenté en la entrevista del blog que los ilustradores me parecen fundamentales, y hay que "saber tratarlos" para poder contar con ellos (entendedme, me refiero a lo mismo que en el párrafo anterior: el lenguaje de la ilustración difiere, o puede diferir, del escrito, por lo que puede haber diferencias en cuanto a tratar con uno o con otro)
M.C; sabes que la ilustración de portada que me mandaste está preparada para próximos números, lo que pasa es que al haber realizado los números especiales, las portadas debían referirse al tema; pero ya te digo que está preparada para ser utilizada pronto 
Y una alegría y un lujo haber podido contar con ese cómic  que comentas para la “puesta de largo" de PLANETAS PROHIBIDOS


Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

El tema de las ilustraciones de cuentos es muy complicado. He visto excelentes ilustraciones que contaban el final del cuento (y la pericia del editor de ponerla, por suerte, al final, "dando vuelta la página"). Cosa que por razones obvias, en Axxón no podemos hacer.
Es un tema largo y complicado, pues uno a veces no quiere rechazar una ilustración que, pese a ser pedida, es fallida y no hace honor a la historia que acompaña. ¿Qué hacer en ese momento? ¿Qué debe hacer el editor?
Aceptar como buena una ilustración que no hace honor a eso de buscar la excelencia, ¿no es contradictorio? Ahí, creo, ambos deberían ver, en conjunto, por qué la ilustración no va.

MC:


Eso es jodido, pero hay que aprender a laburar. Yo antes buscaba ilustrar el momento más dramático de los relatos. Ahora, no, prefiero la primera escena, no importa si son los dos protagonistas hablando, es lo mejor por el bien del cuento, pero he cometido errores en los comienzos.

Javi Arnau:

A veces, la ilustración puede ser problemática, bien por el relato en sí, o por cualquier otra circunstancia. Entonces, opino que se debe trabajar unidos escritor, editor, e ilustrador. En concreto, en Planetas prohibidos, como el editor (yo) es el que pide las ilustraciones, siempre ofrezco la colaboración al ilustrador por si tiene algún problema en "visualizar" el relato/ilustración.

MC:

Bueno, yo siempre, siempre pido sugerencias para la ilustración, eso agiliza
todo, porque siempre está el miedo a reproducir algo que no va a gustar. Pero si
el editor o el autor dicen: Muestra esta escena, la cosa se hace fácil y
agradable.

Javi Arnau:

Bueno, yo ofrezco la ayuda. Normalmente, no suelo dar directrices, sólo ofrezco mi punto de vista en caso de que haya dificultades para poder visualizar una ilustración para el relato. Es decir, cuando encargo la ilustración, le digo al ilustrador que no dude en consultarme si surge algún problema.

MC:

¡Eso es buenísimo!

Javi Arnau:

¿Sí? 


Txerra:

Me he quedado impresionado con lo que dices, M.C.
Desconozco qué ocurre entre dibujante y editor, tras las bambalinas, así que ahora gracias a ti sé un poco más de ese mundo. Y veo que es realmente duro y te respeto más por tu trabajo. Yo pensaba que el dibujante es un artista, y como tal hay que respetarle su trabajo. Nadie le dice (decía) a Tápies o a algún pintor reconocido "oye, modifica ese dibujo, que a mí no me va como está". Se trata de una obra de arte concebida desde el punto de vista de su autor, y punto. También entiendo que un trabajo de historietas es algo distinto y que tiene que haber colaboración estrecha entre guionista, dibujante y editor. En fin, un mundillo muy difícil...

Susana Sussmann:

Yo en Forjadores nunca he dejado de usar una ilustración. Desde el inicio les pido a los ilustradores que no dibujen el final, pero de resto acepto la interpretación que ellos le den al cuento. Y lo que más me gusta es poner a dos ilustradores a trabajar el mismo cuento, siempre se enfocan en aspectos diferentes. Una vez me ilustraron un cuento que al final no se publicó y yo use la ilustración como portada de la revista. Como autora, por otro lado, recibo con más gusto algunas ilustraciones a mis cuentos que otras, pero todas sin para mí cómo un regalo.

MC:

Me consta que Susana Es muy buena editora y además puso toda la confianza en mí para administrar la galería de Forjadores. Pero sin dar nombres, yo tuve experiencias curiosas sobre la valorización y el trato "altanero" de algunas personas. Hace mucho, cuando empezaba a pasar mis dibujos con el scanner, no estaba familiarizado con los tamaños ni la resolución. Menos aún con los modos de color RGB y CMYK. Ofrecí mis dibujos enviando unas muestras por correo a un sitio. En respuesta recibí una reprimenda subida de tono. ¡Que tenía que enviar sólo archivos a 72 dpi! ¡Que si pensaba que el correo era para mí solo! ¡Que su casilla recibía correos de escritores y gente importante del ambiente y yo se la había ocupado! Bueno, yo también tengo mi genio y ese día me dije que nunca jamás le volvería a ofrecer un dibujo a esa persona, cosa que cumplí. Cómo algo irónico cuando trabajé para la Editorial Quarentena jamás me pidieron que cambiara nada, sólo me indicaron al comienzo que cosas querían ellos. ¡Y eso que me pagaban en euros cada página!
La mayoría de los editores han sido muy pacientes conmigo. José Joaquín Ramos me confió las ilustraciones del muy buen libro "Escultores de Hombres". Yo ni siquiera sabía que se trataba de un libro. Me gustó ilustrarlo y la verdad en esa época estaba experimentando un montón de técnicas de dibujo y efectos Photoshop. Hoy los hubiese hecho mejores, pienso. Para las ilustraciones de
DUENDE, me movía mucho más suelto y seguro.
Ahh, Javier ahora caigo que me estás hablando de aquella ilustración de portada. Pues yo me refería a las situaciones en que me dicen. Puedes hacerme un par de dibujos para hoy que tengo que publicar hoy. Entonces dejo todo lo que estoy haciendo y hago dos dibujos, luego, la revista sale al mes siguiente y publican una sola viñeta. Eso me pasó varias veces. No voy a decir que estoy enojado, pero con algunas personas no me apuro y siempre pido mucho margen de tiempo para hacer un dibujo. Igual ya cada vez aparezco menos en los fanzines, es que estoy de lleno con mis propios personajes y yo como casi todos nosotros vivimos de nuestro empleo y eso resta tiempo.

MC a Txerra:

A decir verdad, los trabajos profesionales se presentan en tres versiones para que el editor elija una. Si sobrar el tiempo lo haría así, pero te juro que en una semana recibo entre dos o tres pedidos de diferentes e-zines y la mayoría les digo sí pero que me den tiempo. Entonces no llego a hacer más de un dibujo. ¡Ojo! Hablo de mí, hay muchachos que se ponen con un programa y te hacen diez dibujos perfectos con el DAZ o el POSER, pero yo laburo manual, con lápiz, gomas y tinta. Es cuestión de gustos. Vidal me gusta, Juan Raffo también. Hay un chico que apreció ahora Komixmaster que es muy bueno. En Axxón tienen a Fraga y a varios dibujantes más. En su momento Guille Romano realizó muchas portadas. Casi todos estos chicos están en la galería de Forjadores. Y no hablo de historietistas porque ahí me entusiasmo y escribo hasta mañana.

Editor Alfa Eridiani:


Hola MC. Tengo una deuda de gratitud contigo por los buenos y excelentes dibujos que me has hecho. La idea de publicar ese libro y los posteriores era ganar dinero para poder retribuir a la gente que trabajaba y aún trabaja altruistamente para Alfa Eridiani. Lamentablemente el tema no ha tenido éxito y me gustaría saber el por qué. Supongo que es muy difícil introducirse en el mercado editorial. Si me das tu dirección te mando, el libro que ilustraste. Todavía tengo.

Carlos Daniel Joaquín Vázquez a MC:

Nunca usé ni DAZ ni Poser, pero los veo más como herramientas de modelado. Puede que vayas más rápido, pero los trabajos (salvo excepciones como Guillermo Vidal y algún otro) son bastante impersonales.
Yo valoro mucho tu trabajo a lápiz (sea analógica o digital). Los tiempos son claramente otros, pero dejás tu sello.

Editor Alfa Eridiani:

Ese es un tema en el que pocas veces me he metido y si lo he hecho, ha sido a petición del ilustrador para abreviar tiempos. Lo normal es que le deje a su libre albedrío. Suele irme bien. Al menos en las ilustraciones pagadas. Es cierto que en ese caso son ilustradores "profesionales". Lo pongo entre comillas porque no se dedican a ello de forma retribuida a tiempo completo. Lo que pasa es que se trata de gente con mucho interés por lo que hacen. Carper y Romano por ejemplo. Nunca me han defraudado.

Ricardo Germán Giorno:

¡¡¡Y aparte Marito dibuja unas minas para el infarto!!!

Marina (vampira marplatense):

¡Hola! me permito meterme con respecto a Daz y Poser, para mí son excelentes programas pero como herramientas auxiliares, por ejemplo yo armo los bocetos con Poser, algún que otro fondo con Daz, para ver como quedaría y luego el resto lo bajo todo a papel, después lo escaneo y como mucho lo edito para algún retoque final. Creo que el tema con los programas mencionados es que tenés que tener demasiados chiches para ponerle y una super maquina para que no vuele en el intento de generar algo que se aproxime a lo que vos querés... jajaj!

Vengo leyendo los comentarios y es un hilo más que interesante...

MC:

Bueno, yo le tengo muchas ganas a esos programas para experimentar, pero dibujando y coloreando todos los días le encuentro un nuevo recurso al Photoshop que es el único programa que utilizo. En esto va mucho el ingenio. Yo he visto tus dibujos Marina y me encantan. También me quedo asombrado con el volumen y las luces del Encarrilador, Komixmaster está haciendo una tira en Alfa Eridiani
muy linda también.


Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

M.C., el Enca está hecho a puro 2D (con Corel) y Photoshop (aunque voy a empezar a usar GIMP para todo si la tableta funca con él). Hay veces que miro algunas tiras y no entiendo cómo me quedaron así, se ve que el cariño que le tengo al bicho saca lo mejor de mí.

Ricardo Germán Giorno:

¡Momentito!
¿Vos dibujás al Enca directamente con el Corel? ¿O lo dibujás a pulso, lo escaneás y le pasás el CorelTrace?

Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

Ricardo, hago el Enca (hacía, hice) en un largo proceso, que está bien explicado en el diálogo con M.C.: la base con Corel (por eso fue tan fácil pasártelos para hacer las remeras), luego el lento proceso de exportar pedacito por pedacito, cada capa, a postscript, para luego importarlos en Photoshop. Corel me ayuda con la precisión de la línea (soy muy chambón) y el PS con el armado posterior y toda la gran batería de efectos, imposible de lograr con facilidad en el primero (reflejos, luces y sombras, transparencias). Aunque no lo parezca, el Enca está hecho a mouse.

Por eso no arranqué aún con la segunda historia (otras quinientas tiras, al menos en la intención): quiero buscar otras cosas y por A o por B, no puedo.

Ricardo Germán Giorno:

Bueno, no me tirés por la cabeza los diálogos con Marito, como si yo fuera a acordarme de todo. Psss...
Hay algo que hacés que te da doble laburo. Pero es largo de explicar acá. Lo charlamos en la tertulia. Además, el Corel 15 ya trae muchísimas herramientas para manejar tanto bits como vectores.


Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

Si, seguramente la complico. Pero así fue hecho.

Con respecto a la Tertulia, dale. Pero aparecete. Yo me quedé en en Corel 10. Y ahora me estoy pasando completamente al Open Source, así que difícil que el chancho vuele...

Marina:

¿Alguien de estos magos del dibujo me puede recomendar una tableta para dibujar, de esas bonitas con lapicito que sirven para hacer cosas bellas?
Es que con el roedor como que se me está muriendo la mano... jaja!


Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

A mí me la recomendaron M.C. y Guille Romano. Me terminé comprando la Genius F509, y hasta aquí ni una queja.

No la usé mucho, no soy de esos genios del dibujo de los que hablás, pero me divierto bastante cuando la uso.

Podés ver algunas cosas hechas con ella en
http://digitalesyanalogicaxx.blogspot.com/search/label/tableta


Marina a Axxonita:

¡Muchas Gracias! Estuve viendo tus trabajos y son geniales, me encantó el que dice bicho busca nombre. jaja! Aporto Luly...
Sobre la tableta ya me pongo a chusmetear precios, parece interesante y me parece que debe mejorar en el tema uso del tiempo :)

Cuando la tenga y la estrene. Cuento como fué la experiencia... jaja!


Carlos Daniel Joaquín Vázquez:

Dale. Te recomiendo, también, que pizpees trabajos en Youtube. Si uno mira con atención, incluso los trabajos de speedpainting, además de entretenerte un rato dan pistas sobre técnicas que terminan sirviendo.


MC a Txerra:

Bueno, amigo, yo hablo por mí, puede que sea medio cascarrabias. Sé de amigos a los que le han pedido numerosos cambios y ni pestañearon. También tienen que ver las premisas del editor, como quiere las ilustraciones en su revista. El otro día hablaba con un amigo sobre los directores de arte, en NM figura Bárbara Din en ese rol y se nota. A mí no me gusta cuando un cuento tiene buenas descripciones de ambientes fantásticos y ponen una caricatura lineal con un plato volador medio infantil. Eso te rompe toda la imaginería del cuento. Si es un relato satírico o humorístico, lo entiendo, pero si es un capítulo de Dune y ponés un gusano de arena hecho con palotes me revienta. Creo que me compré todos los libros de Conan de la colección Bruguera por la portada. Y siempre me acuerdo de un portfolio que vi en una "Nueva Dimensión". Dibujos en blanco y negro, sólo tinta pero con tanto clima que veías escenarios de CF. Otra cosa que me molesta son las terminaciones, ya lo dije. Ver dibujos (y relatos), que por no tener una hora más de laburo son... Sí, lo digo, son mediocres, loco. Yo sé que hay apremios y plazos, pero cuando pasás un producto así y te lo publican te quemas. Al menos a mí me pasa. Puede ser una persona recomendada a full en una tertulia y cuando llego a casa veo lo que hizo y digo: Nooo, a esto le falta. El contraste con la gente que reelabora y trabaja mucho sus obras se nota al final.

MC a Editor Alfa Eridiani:

Naah, ninguna deuda. Yo me siento muy bien de ser el ilustrador de tan buen libro de Cf.

MC a Axxonita:

Sí ya sé, amigo, que no usás ni DAZ ni Poser, pero ahora me salta la pregunta.
¿Hacés diez dibujos de un saque? Já, já!!

Carlos Daniel Joaquín Vázquez:


No, M.C. Claramente no, ni es pedo saco 10 dibujos de un saque. Pero que sean todos como hechos con molde es un precio muy alto, similar al que pago yo por no tener tiempo de terminar algunas cosas como me gustaría.

MC:

Yo tengo una genius aún, pero las mejores son las Wacom con puntas de los lápices de repuestos. Todo tiene que ver con la sensibilidad. Yo la tengo configurada a mi gusto con el Photoshop (Ya creo escuchar la recomendación de Gedece del GIMP). El tema es que hace años que uso el PS y lo tengo personalizado con el scanner , la tableta, la paleta de colores, los filtros, los efectos y los pinceles. Intenté usar el GIMP y el Manga Studio, pero ya trabajo en automático con el PS. Además no es el programa el importante si no quien lo usa. Con mi primera PC yo usaba el Corel Draw, ahora no sabría qué hacer con ese programa.

Graciela Lorenzo Tillard:

Jé. Yo nunca supe qué c*** hacer con el Corel Draw.





Continuará...