Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 12 de diciembre de 2012

William Gezzio –Dibujante de Historietas – Ilustrador y Pintor.



Invitado de Hoy: William Gezzio –Dibujante de Historietas – Ilustrador y Pintor.







Hola ¿Quién eres? Preséntate con tus palabras, por favor.
Me llamo William Gezzio.( Gezzio es apócope de mi apellido italiano: Geninazzio). Vivo en Montevideo, la capital de la república oriental del Uruguay, donde he realizado la mayor parte de mi carrera de dibujante, ilustrador, historietista y pintor.
¿Cómo empezaste a aficionarte a la Historieta?
Ya desde los 3 o 4 años copiaba los dibujos que se me presentaran en los envases  de comestibles o mirando a mis tíos maternos que eran aficionado al dibujo y la pintura.
¿Y cuando sentiste el impulso de empezar con el dibujo?
A los 10 años sentí que mi objetivo era ser dibujante, pero para eso debía capacitarme porque no me gustaban mis dibujos, generalmente copiados de revistas americanas y argentinas, así que le pedí a mi padre si podía pagarme un curso- en esos años se estilaban los cursos por correspondencia, pero como no éramos una familia de las “pudientes”, tuve que esperar hasta los 16 para, luego de emplearme en una oficina, pagarme los estudios que fueron los de la famosa Escuela Panamericana de Arte, la de “los 12 famosos Artistas” de Argentina. Luego de tres años, conseguí terminar y me diplomaron con 10.
Excelente.  ¿Recordás algún compañero de curso de ese tiempo?
No, porque estudié los Cursos por Correspondencia. Luego que recibí el diploma, fui a la Escuela, pero ya no quedaban los principales profesores, aunque había algunos buenos, como Guillermo Dowbley quién me atendió muy bien y me conectó con algunas editoriales que me dieron trabajo: Mazzone en sus revistas y Ferro en Patoruzito. Años después colaboré en Rico Tipo cuando lo tenía Mazza y para MOPASA.
¿Qué temas te gustan en los  dibujos y las historietas?
En el dibujo realista, me siento mejor dibujando gauchos, caballos, animales, paisajes, ya que tuve la fortuna de colaborar con revistas para niños y los pedidos que me hacían eran sobre la historia de nuestro país, que aunque pequeño, supo tener grandes luchas por su independencia. El otro tema que me gusta es el policial: estuve siete años en un diario dibujando una tira diaria de un detective y su compañera: “Viviana y Yamandú”, que lo escribía, lo dibujaba y lo coloreaba yo. El pago a un dibujante en este país no da para tener ayudantes.
 

 
No, no da… ¿Pero vivís del oficio de dibujante?
Durante los primeros años, empecé como profesional a los 20 y hasta los 33, viví exclusivamente del dibujo, pero había formado una familia y tenía uno de mis 3 hijos y había que conseguir algo más productivo y seguro, ya que el dibujante está muy mal pago, así que conseguí un puesto en el municipio, en la Sección Arte.
De todas formas seguí colaborando con los diarios y revistas con dibujos e historietas que por suerte nunca me faltaron pedidos.
¿Cuál es tu aspiración? ¿Fama?
Mi aspiración está cumplida: he dibujado y pintado desde los 10 años hasta ahora que rondo los 68. Nunca pensé en la fama, solo en dibujar para mi satisfacción personal primero, lo que incluye cobrar por mi trabajo, y si logro que se me recuerde después, por ser un buen dibujante, será el mejor precio conseguido.
Eso es muy coherente. ¿Hay historietas tuyas en La Duendes ¿Cómo llegaste a publicar allí?
Alejandro Aguado vio mi blog (mundodibujado.blogspot.com), le gustaron mis dibujos y me envió una invitación para colaborar con ese exitoso blog. Empecé con “Tente y sus amigos”, y después con historietas gauchescas, además de dibujarles los cabezales de los 2 blogs, y otras ilustraciones sobre hechos puntuales ( Día de la Historieta, etc.) 

 
¿Qué es lo que te hace juzgar si una historieta es buena o mala?
El dibujo primero. Por deformación profesional, si un dibujo tiene errores de construcción anatómica o perspectiva mal realizada, es mala. Luego leo su guión, pero la historieta entra por los ojos, debe estar bien construida, sinó no hay guión que la salve.
¿Qué es la Historieta para vos?
La realización de un sueño donde soy el productor, el guionista, el director y sus actores hacen lo que les impongo. Es como una película dibujada. Un poderoso medio de comunicación.
Muy de acuerdo con eso ¿Y como se ve la historieta en Uruguay? Hace un tiempo conocí a un tipo encantador, Claudio Moreno y al poco tiempo empecé a conocer tus trabajos en la DUENDES. Sin olvidar que el maestro Alberto Breccia es oriental también. ¿hay una nueva generación de dibujantes o historietistas uruguayos?
No tenemos mercado para revistas y los pocos diarios que salen, ya no compran dibujos nuestros. Consideran un gato superfluo el publicar tiras. Este año (2012) me clausuraron la tira que hacía desde 7 años para el diario La República porque –según el editor en jefe- “necesitaban el espacio para la publicidad, aunque al final fue rellenado con resultado de la quiniela, horóscopo y juego de palabras. Estoy integrando un grupo de dibujantes que intentará sacar una revista el año próximo (2013) autoeditada y tengo una invitación para un libro de 72 páginas con otro de mis personajes gauchescos: Santos Cruz, pero solo si se consigue un sponsor que lo financie, ya que el guionista es otro colega.
 
¿Crees que hay público para lo que haces?
Sí, y con el advenimiento de Internet se ha ampliado hasta lo insospechable.
¿Tienes un e-zine favorito?
No por ahora.
¿Hay algún autor contemporáneo que sigas?
Los autores de historietas e ilustraciones que “seguía” ya no están y los actuales tienen estilos que no me satisfacen, excepto Milo Manara.
¡Milo Manara! A mi también me gusta mucho. Siempre recuerdo que mi primer libro de Manara fue el monje en el Tibet y quedé impactado, después leí El Hombre de Papel, muy bueno ¿Qué es lo que te gusta de Milo Manara?
Su línea perfeccionista. Ese dibujo elegante y detallado. Sus dibujo de mujeres son especiales y muy eróticas, aunque lo mezcla demasiado con lo porno. No soy un “pacato” pero cuando estoy leyendo sus historias, preferiría que no abusara de ello, porque le quita la esencia a la historieta y la bastardea.

 
¿Cuál es tu autor favorito?
Milton Caniff, el máximo exponente en historietas.
¿Según tu parecer, Los autores de Historieta colaboran entre sí o son individuos aislados?
Por estos lados, los jóvenes tienden a juntarse y charlar, pero están poco en la mesa de dibujo. Yo he sido todo lo contrario. Una especie de lobo estepario. Aunque cuando me solicitan un consejo o un dibujo, lo doy.
En eso te entiendo un ciento por ciento. Yo pasó casi todo el tiempo dibujando o planificando una historieta, si lo hiciera menos podría participar en todos los eventos historietísticos que hay. A propósito ¿Qué opinás de las ferias de comics?
Me parece un buen lugar donde se encuentra el material que, en otros sitios es difícil de encontrar. Además se ven los artistas en persona, que a muchos le colma el cholulismo y pueden tener un libro o un dibujo autografiado para ostentar de ello luego.
 
¿Qué opinas de los guionistas y escritores?
Aunque parezca lo mismo, hay un abismo de diferencia entre ellos. El guionista debe ser muy conciso, ceñirse a unos personajes dibujados por otro; conocer mucho sobre historietas para señalarle al dibujante personajes y encuadres interesantes. El escritor en cambio, puede escribir libremente 200 o 300 páginas donde regodearse con la descripción de un pueblito y sus gentes, o ponerse a filosofar sobre la levedad del ser, puede explayarse todo lo que le venga a la mente. El guionista no. Debe ceñirse a veces a dos o tres páginas para contar una historia creíble e interesante. Tiene un trabajo más arduo.
Veo en facebook que hablás muy bien el italiano ¿Has trabajado para Europa o USA?
Mi familia paterna es de orígen italiano, de Tremezzo, a orillas del lago di Como. Y yo heredé esos genes, aunque los tengo mezclados con portugueses y españoles de parte de mi madre, pero Italia los venció y me siento un ítalo-uruguayo.
Aunque tuve una invitación de un amigo italiano, no era suficiente el pago como para enviar dibujos. Con USA menos, porque no me van los superhéroes. Pero mis dibujos para niños andan por varios países (Israel, España, Brasil, Venezuela) sin yo cobrar nada ahora, porque cedí los derechos hace años.
 
¿Es importante la divulgación de las novedades sobre Historieta?
Seguro, es lo que hace que estemos informados de lo que se está haciendo en el resto del mundo.
¿Qué opinas de la autoedición?
Es la solución a los gastos siderales de las imprentas. Yo la he utilizado muchas veces con revistas propias y fue la única forma que encontré de publicarlas. Ahora lo hago de forma digital.
Así es. ¿Te animás a opinar sobre algún editor?
Los editores no son personas de mi agrado porque se quedan con la parte del león de todo el esfuerzo que hace un dibujante. Pero son un mal necesario. De todas maneras, no voy a nombrar a ninguno.
¿Ves televisión?
Muy poca. La televisión que tenemos en Uruguay deja mucho que desear. Desinforma y estupidiza con contenidos burdos y chabacanos, que atentan contra la inteligencia. Prefiero dibujar…o leer un libro.
¿Qué opinas sobre los adelantos tecnológicos en la vida diaria?
Que me llegaron muy tarde. Si hubiese tenido esta tecnología cuando era estudiante, la cantidad de cosas que me hubiese facilitado. Por ejemplo: conseguir libros de arte, que en aquellos años, me eran prohibitivos por su costo. Los de Andrew Loomis, por ejemplo.
¿Qué pensás de las nuevas formas de comunicación? ¿Y las redes sociales?
Esta pregunta está contestada en la anterior.
Ahora los chicos siguen aventuras a través de juegos de video o historias en cine condicionadas por el merchandising ¿Pensás que eso reemplazará a los comics?
No. Porque se retroalimentan. Así como el cine debió tomar los personajes de historietas buscando captar la generación que leía esos cómics, lo mismo pasará con los juegos. Hay lugar para los dos.
¿Por  que pensás que en la opinión general, la Historieta es tan infravalorada?
Ese concepto viene de la década del 50, cuando en EEUU, querían desprestigiar la historieta, a causa de editores que con tal de vender sacaban títulos sobre crímen, horror, sexo, y obligaban a los dibujantes a mostrar escenas desagradables, creyendo que con eso levantarían sus ventas. Consiguieron lo contrario, hasta que aparecieron los superhéroes, pero ahora hay un impasse y el mercado espera algo nuevo para revitalizarse, porque de super estamos hasta las narices.
¿Cuál es tu opinión acerca de la propuesta de ley para incentivar la historieta nacional para la que se están juntando firmas?
En todos los países debería existir una ley de protección a la obra del dibujante y el guionista. No dejar importar, por más bueno o barato que sea el material extranjero, primero el nacional hasta un 80 por ciento, luego el importado.
La excusa que me han dado es que no hay buenas historietas o que el mercado es chico. Pero ¡si no nos dejan trabajar! ¿cómo vamos a hacer buenas historietas? Y si la historieta es buena, el mercado la compra, pero allí también están los intermediarios que llevan su tajada…Lo que sobra es gente con sueños de ser dibujantes de comics, pero faltan los editores que arriesguen un poco de su cuenta corriente. En fin, es una utopía. En mi país nadie se embarcaría en tamaña locura aunque hay dos o tres grupos de pocos miembros que buscan incansablemente la forma de autoeditarse.

¡Y respecto a la idea de agremiarse para conseguir la pensión o jubilación para los dibujantes?
Debería ser obligatorio que se le dé una pensión o jubilación ya que el dibujante es un trabajador como cualquier otro, aunque con un don que lo privilegia sobre los comunes, porque es indecente que llegado a una edad en la que ya no puede dibujar o no deba por algún impedimento propios de la edad, debería contar con todos los beneficios para que no pase necesidades como le ha sucedido a infinidad de colegas. En mi caso tengo una jubilación pero por haber sido empleado municipal, además nadie se ha movido para lograr ni siquiera una ley que obligue a publicar nuestro material antes que el extranjero.
¿Imaginás que algún día conquistaremos el espacio como en Star trek?
Si es por imaginar, por supuesto, de ahí a llevarlo a la práctica, no creo que yo lo vea.
Si hubiese un holocausto climático o ecológico ¿Qué harías?
Aparte del susto que me agarraría, nada ya que soy un simple mortal y no tengo poder alguno ni dioses a los que invocar.
¿Cuál es tu película de COMIC favorita?
Prefiero el comic dibujado, porque cuando lo filman pierde esa valoración que solo el dibujo lo da. Con esto digo que las películas basadas en comic no me gustan ya que es otro “lenguaje” y las pocas que he visto no me han satisfecho, ya sea por las forzadas adaptaciones, los actores que no se parecen generalmente a los dibujados y los guiones que agregan o sacan cosas  de acuerdo a los centímetros de celuloide que disponen.
¿Crees que los autores de Historieta son nerds o ratones de biblioteca despegados de la realidad?
Creo que vivimos en un mundo paralelo, porque si estamos en el real no podríamos dibujar tranquilos. Nos damos una vuelta por la realidad cuando no nos pagan o cuando llegan las facturas mensuales…
¿Cuál fue la última historieta que leíste?
Gracias a Internet encontré historias que ilustró un gran dibujante italiano: Franco Caprioli, sobre leyendas del mar. En Argentina lo publicó la pequeña revista “Pimpinela”, allá por los 50 o 60. Tenía un dominio en el dibujo de barcos y toda su parafernalia de velas y sogas que es un gusto ver sus dibujos.
¿Pensás que alguien leerá este diálogo?
Sí, yo he leído casi todos los que tienes en el blog, por lo que deduzco que otros también lo leerán.

 

1 comentario: